MARGOT DUHALDE, UNA LEYENDA AERONÁUTICA

A tres años de su partida, hoy recordamos a Margot Duhalde, la primera mujer piloto de guerra de Chile. Piloteó aviones en la Fuerza Aérea británica en la Segunda Guerra Mundial. Falleció el 5 de febrero de 2018 en Santiago, a la edad de 97 años.

Esta pionera de la aviación chilena fue conocida en su juventud por formar parte de la Fuerza Aérea de Francia Libre del general de Gaulle y del Área de Transporte de la Aviación Británica (RAF) durante la Segunda Guerra Mundial.

Una vez que concluyó su trabajo con los franceses y, pese que en ese entonces no hablaba inglés, ingresó a la Fuerza Aérea Británica, la Royal Air Force, con la misión de trasladar aviones de todo tipo desde las maestranzas y fábricas hacia las bases aéreas. Voló más de cien tipos de aviones, entre los que se incluyen bombarderos, transporte, entrenamiento y cazas.

Tuvo entonces la oportunidad de volar diferentes tipos de aviones como los “Spitfires”, “B-25”, “A-20”, “Hurricane” y “Tempest”, entre otros, además de conocer a grandes personajes de la historia y de esa época, como Winston Churchill y al propio Charles De Gaulle.

Cuando la guerra terminó, continuó trabajando para la Fuerza Aérea Francesa, viviendo en Inglaterra y más tarde en Marruecos.

Finalizada la guerra, Duhalde siguió trabajando para la fuerza aérea francesa.

La aviadora regresó a Chile a principios de 1947, donde trabajó como piloto particular y comercial para la aerolínea Lipa-Sur.

Poco después se convirtió en la primera mujer controladora aérea de Chile, primera piloto comercial y primera representante de un fabricante francés de aviones. Trabajó como jefa de torre de control para la Fuerza Aérea de Chile, un puesto que mantuvo durante más de cuatro décadas.

El año 2002 recibió el homenaje de la Fuerza Aérea de Chile, en el marco del día Internacional de la Mujer, reconociéndola como la primera piloto de combate del país.

SUS ORÍGENES

Margot nació en 1920 en una familia vasco-francesa en Río Bueno, en el sur de Chile. Comenzó a deslumbrarse con la aviación desde muy pequeña gracias a los aviones que hacían el correo para la Línea Aérea Nacional y que volaban justo por encima de su casa. Cuando un avión cayó en medio de un potrero cerca de su casa y pudo tocarlo, supo inmediatamente que sería aviadora.

Tenía 16 años cuando comenzó a tomar clases de vuelo en el Club Aéreo de Chile.

Según el historiador del Museo Nacional Aeronáutico y del Espacio de la DGAC, Eduardo Werner, “muchos años atrás, había examinadores que no querían tomar los controles de vuelo, porque pensaban que era inseguro volar con una mujer al mando del avión”.

No obstante, a los 18 años, Margot obtuvo su licencia de piloto. Como en Chile tenía pocas posibilidades de desarrollarse profesionalmente en un ámbito casi exclusivo de hombres, al año siguiente de graduarse se presentó en el Consulado de Francia en Santiago como voluntaria para formar parte de la “armada” que se estaba creando para ayudar a luchar contra el avance de los nazis.

Así, en 1941 Duhalde viajó a Europa para presentarse en la sede en Londres de las fuerzas francesas libres de Charles de Gaulle.


Publicado: 5 de Febrero de 2021
Última actualización: 5 de Febrero de 2021