Seguridad en Vuelo

La Seguridad es una materia que el gobierno considera asunto de Estado, de ahí que la DGAC, como organismo administrador , controlador y fiscalizador del sistema aeronáutico nacional, tenga como misión fundamental la de garantizar la Seguridad Aeroportuaria, tanto en los 31,9 millones de kilómetros cuadrados que conforma el espacio aéreo chileno, como en todos los Aeródromos y Aeropuertos dispuestos a lo largo y ancho de todo el país.
Para ello, cuenta con un equipo humano que está capacitándose constantemente; con un soporte tecnológico compuesto por 2,295 equipos de ayuda a la aeronavegación y, además, con una compleja red de telecomunicaciones digital que registra alrededor de 14 millones de mensajes, los que permiten gestionar en todo momento el tráfico aéreo, incluso en las más difíciles condiciones meteorológicas.

Asimismo, las líneas aéreas tienen la responsabilidad de garantizar, en todo momento, la seguridad de los pasajeros, incluso impedir que éstos consuman alcohol si es que demuestran señales de embriaguez molestas para los otros pasajeros.

Atribuciones del Comandante de la Aeronave en resguardo de la seguridad

Capítulo III, Artículo 66, 67, 68, 71 y 72 del Código Aeronáutico;

  • El Comandante de la Aeronave es la única y máxima autoridad a bordo.
  • Es el encargado de la dirección de la aeronave y principal responsable de su conducción segura de acuerdo con las regulaciones de circulación aérea y el manual de operaciones aéreas del explotador.
  • El ejercicio de las funciones del Comandante comienza desde que se inicia la preparación del vuelo y finaliza cuando éste concluye.
  • Toda persona abordo debe acatar las instrucciones y órdenes que el Comandante imparta con el fin de mantener la seguridad de la aeronave.
  • El Comandante puede suspender a un tripulante o encomendarle actividades distintas a sus funciones, en razón de la seguridad de la aeronave, de los pasajeros o de los bienes transportados
  • Debe adoptar durante el vuelo las medidas que estime necesarias para la seguridad de la aeronave.
  • El Comandante puede negarse a recibir una aeronave si su revisión personal y controles previos le indican que no está apta para iniciar la operación.
  • El Comandante puede desembarcar tripulantes, pasajeros y carga en una escala intermedia, por motivos de seguridad del vuelo, arrojar cualquier objeto cuando sea necesario o interrumpir el vuelo cuando a su juicio esté en peligro la seguridad.
  • Entre otras funciones en resguardo de la seguridad.

Publicado: 12 de Julio de 2017
Última actualización: 16 de Agosto de 2017